Quien quiere cambiar las cosas, busca la manera. Quien no, busca la excusa.

11.3.10

Defectos.




Escuchando el Eleven Eleven de Regina Spektor esta mañana, me he acordado de algo que dice Pau.

En cualquier caso, lo que podría ser una ventaja, a veces es casi una enfermedad o un defecto que hay amortiguar con pequeñas grandes "virtudes" como una planta de aloe vera en la ventana, o unos dientes sanos.

Besos.

2 comentarios:

paupiru dijo...

call me silly but I don't get it... :)

xamsham dijo...

¡Eins!

Me hace gracia el tema del ingeniero, por lo que tu dices sobre este nuestro gremio. Y la frase de 'a las madres les gustan más los médicos o los abogados', me encanta. Se supone que sabemos de casi todo, unos todo terreno, pero no somos especialmente 'llamativos', 'atractivos', 'sugerentes', 'vistosos'... mmm... no encuentro la palabra exacta... "Viste" mucho más un novio o yerno médico, arquitecto o abogado, por ejemplo. Somos un poco como un plato de lentejas (toma ejemplo), cumplimos de sobra, pero a la mayoría, le pareceremos 'menor cosa' o menos 'apetecible', que una lasaña, o, yo que sé, una ensalada césar de las bonitas.
Al final, comparativamente, lo que es una virtud o al menos no un demérito, también nos hace poca cosa y se vuelve 'un defecto'.

Es el contraste... Para la madre de la chica de la canción, él será un tipo limpio, sano, buena gente, equilibrado, etc... (todas esas cosas con que nos adornamos, con la que el chico se adorna), pero no dejará de ser "ingeniero". Para la madre, siempre hubiera sido mejor si él fuera médico.

Jajajajaja, yo sé que son sutilezas, pero cuando me he parado a escuchar la letra me ha encantado.